Martes, 26 Febrero 2019 15:24

No paran los escándalos en la Curia. Tercero a bordo del Vaticano hallado culpable de abuso sexual

Los escándalos en torno a las agresiones sexuales en que han incurridos prelados de la Iglesia Católica, no paran. La justicia declaró culpable al carnal australiano George Pell de haber violado a dos menores de edad en 1996. Pero su acción no termina ahí, existe otra investigación en su contra por el mismo delito registrado en otros años. Los escándalos en torno a las agresiones sexuales en que han incurridos prelados de la Iglesia Católica, no paran. La justicia declaró culpable al carnal australiano George Pell de haber violado a dos menores de edad en 1996. Pero su acción no termina ahí, existe otra investigación en su contra por el mismo delito registrado en otros años.

A una pena de 50 años de prisión se estaría enfrentando el cardenal australiano George Pell, asesor financiero del papa Francisco, luego de haber sido declarado culpable del delito de abuso sexual de dos monaguillos de 16 años de edad, en hecho registrados cuando era arzobispo de Melbourne en 1996.

El veredicto fue emitido por el jurado que lo encontró culpable de pederastia su sentencia se conocerá este miércoles 27 de febrero. El caso había permanecido en silencio por una orden judicial, pero se hizo público una vez que el jerarca católico fue hallado culpable.

Contra Pell existen cargos de abusar sexualmente de dos monaguillos de 16 años de edad cuando era arzobispo de Melbourne, entre diciembre de 1996 y principios de 1997. Los hechos ocurrieron en la catedral de San Patricio, reportan medios locales.

Además, el cardenal se enfrenta a otra investigación por supuestos abusos sexuales a menores en la década de 1970, cuando era sacerdote en la ciudad australiana de Ballarat. Se espera que esta segunda causa sea vista en los tribunales este año.

La noticia sobre el juicio a Pell y los horribles detalles del caso se conocen luego de la cumbre sobre los abusos sexuales realizada en el Vaticano y en el que 190 lideres católicos analizaron posibles acciones para tratar de detener la ocurrencia de nuevos abusos sexuales de parte de integrantes de esa religión.

El caso del prelado australiano, mantenido hasta el último día en su cargo y fue excluido del Consejo cardenalicio en diciembre pasado, pero la decisión se tomo más por razones de edad que por su participación en los actos de abuso sexual por los que se le está juzgando.

Su separación se adoptó por "motivos de edad" y su salida fue muy diferente con las determinación que en su momento se adoptó frente al caso del cardenal estadounidense Theodore McCarrick, quien fue expulsado del sacerdocio hace apenas una semana.

Pell estaba hasta ahora en libertad condicional, pero podría ser arrestado a partir del miércoles, cuando comenzarán las vistas para determinar una pena que podría alcanzar los 10 a 50 años de cárcel.

“Ante la plaga de abusos sexuales cometidos por hombres de la Iglesia a los menores, he creído que debía convocarlos para escuchar al Espíritu Santo y dejarnos guiar por los gritos de los pequeños que piden justicia”, sostuvo el papa Francisco el jueves pasado durante la inauguración de la cumbre.

Pell fue tesorero del Vaticano hasta 2017, cuando pidió permiso para retirarse de sus deberes y defenderse de las acusaciones.

Tras la decisión judicial de diciembre pasado, el Vaticano informó que el papa Francisco había retirado en octubre a Pell del consejo de cardenales, el círculo más cercano de consejeros, conocido informalmente como el ‘grupo de los nueve’